11 de abril de 2016

COMO LIMPIAR NUESTRAS BROCHAS / GUANTE BRUSHEGG


Todas sabemos que la higiene de nuestros implementos de maquillaje es prioritario para evitar brotes de acné, infecciones, alergias, bacterias y gérmenes; otra de las razones es para que los productos que apliques se deslicen y los puedas colocar mejor.

En tal sentido, tus brochas de maquillaje no se eximen de esa limpieza la cual dependiendo de la frecuencia con la que las utilices, así mismo será la frecuencia con que laves tus brochas.

Existen productos y utensilios especializados para limpiarlas como los guantes que hay tanto grandes como estos chicos que son los llamados BrushEgg y que a pesar que con la mano igual puedes retirar gran parte de la suciedad con los guantecitos puedes retirarla toda.  

Estos guantes nosotras lo compramos en Beauty Box Panamá que son especiales para maquillaje pero si buscas una alternativa mas económica puedes irte a lugares como Do It Center, Novey e  inclusive el Machetazo y comprar guantes de uso común solo teniendo en cuenta que tengan un corrugado en la palma de la mano y que dicho corrugado no vaya a dañar los pelitos de tu brocha.




Mi método es:

En la palma de mi mano, coloco unas gotas del jabón de fregar líquido y otras tantas del shampoo de bebé.  Luego tomo la brocha y voy mezclando ambos productos en forma circular; bien, en la palma de mi mano o en el guantecito. Notarás de inmediato como va saliendo todo el maquillaje acumulado en los pelitos de las brochas.

Continúo dando vueltas en forma de circulo y enjuago con un chorrito de agua directo del grifo teniendo cuidado que el agua no llegue hasta la parte plateada donde inician las cerdas pues si les entra agua allí es difícil de sacar. 

Si veo que están muy sucias y con una primera pasada no quedan del todo limpias repito el procedimiento hasta que queden totalmente limpias.

La manera de secar es estirando los pelitos siguiendo el sentido natural de las mismas para escurrir el agua, luego paso una toalla preferiblemente de microfibra que son mas suaves y al final las dejo en un lugar plano (de forma horizontal).  Jamás paradas porque las cerdas pierden su forma.





Como nota adicional les digo que siempre procuren adquirir unas brochas de buena calidad, no precisamente que sean caras pero si que sean de una marca que sepas que las mismas te van a durar y que las puedas lavar con confianza.

Si eres principiante hazte de un set de brochas básico y así vas probando de a poquito sus usos.

Espero que esta reseña - tutorial les sea de provecho. Si tienen alguna duda no duden dejarme un comentario o contactarse por mis redes sociales.

Xo,











No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deje sus comentarios aquí